Es histórico. Nunca sucedió. En las once ediciones de la Reunión Ministerial de la Organización Mundial del Comercio (OMC) que en este caso se llevó a cabo en nuestro país, por primera vez se revocó la acreditación a los representantes gremiales nucleados en la Internacional de Servicios Públicos (ISP), organismo al que pertenece nuestro Sindicato Médico AMRA.

Desde la ISP (IPS según sus siglas en inglés “Public Services International”) enviaron una carta al presidente Mauricio Macri acerca de la decisión de dejar sin ingreso a 63 miembros del organismo que forman miembros de la sociedad civil, sindicalistas, activistas en materia de desarrollo y de derechos digitales y ecologistas, entre otros.

En su carta, la ISP detalla, entre otros puntos, que “al limitar arbitrariamente el acceso sin una justificación suficiente, no solo atenta contra la integridad de la conferencia, sino que también viola un principio clave de la diplomacia internacional. No aceptamos una violación tan flagrante de normas internacionales bien establecidas”. Y cierra explicando que “es irónico que esto ocurra el mismo día en que Argentina celebra el traspaso de la presidencia del G20 de Alemania a Argentina. Prohibir la entrada a delegados/as de la OMC inscritos/as es un precedente escandaloso y perturbador, no solo para la propia reunión de la OMC, y para la presidencia que asume Argentina en el G20, sino también para todas las reuniones internacionales en el futuro”.

Desde AMRA acompañamos el rechazo a esta medida inédita y exigimos que el gobierno revea la participación gremial sobre estos temas sensibles y que atañen al conjunto de la población y de todos los trabajadores.

Menú