En el día de ayer, lunes 20 de abril a las 15 horas, se llevó a cabo una reunión del Comité de Crisis convocada por el Ministerio de Salud bonaerense en el Hospital del Dique de Ensenada. Por parte del Sindicato Médico AMRA estuvieron presentes los Dres. Erick Mendoza y Carlos Wechsler.

Al encuentro asistieron las máximas autoridades sanitarias provinciales, Dres. Daniel Gollán, Nicolás Kreplak , Juan Riera y las autoridades del Ministerio de Trabajo, que labraron el acta correspondiente. Acudieron también los miembros de los demás gremios con dos representantes por cada organización. Después de la apertura en la que se formularon los objetivos de trabajo, cada gremio pudo expresar sus consideraciones en lo referente a las problemáticas surgidas en esta contingencia en los distintos lugares de trabajo.

AMRA pidió la palabra y presentó las siguientes inquietudes y propuestas:

Primero, y por todo lo expuesto en la apertura por el Sr. Ministro de Salud, respondimos claramente que muchas de las dificultades surgidas en los lugares de trabajo durante la pandemia son el producto de no contar con un sistema de salud integrado y que durante varias décadas se ha establecido un modelo fragmentado de atención constituido por subsectores que solo defienden sus intereses particulares, hecho que demuestra una clara ausencia del Estado en la Salud Pública. Instamos a que en base a esta experiencia negativa, provocada por la actual pandemia, se comience a organizar un sistema de salud que permita un acceso igualitario para la población y que los trabajadores médicos del sector realicemos nuestras labores profesionales con condiciones de trabajo adecuadas y con salarios justos. Expresamos, por otra parte, que el pluriempleo mostró una vez más su impronta negativa, dado que los mismos trabajadores son los vectores de transmisión de la enfermedad ya que se trasladan de un subsector a otros, siendo ello un factor necesario a corregir en el futuro inmediato.

En segundo lugar, planteamos que un correcto aprovisionamiento de los insumos y de los elementos de bioseguridad es esencial y básico para evitar el contagio de los trabajadores y llevar la tranquilidad necesaria a los médicos que se encuentran cumpliendo las actividades en los centros asistenciales. Propusimos que la presencia física de estos elementos de características y calidad adecuadas en los establecimientos, en cantidad suficiente con el aprovisionamiento en los depósitos locales permite trabajar con tranquilidad y separa al miedo de ese frente de lucha contra esta enfermedad altamente contagiosa que es el COVID-19.

Como tercer punto, y en referencia a lo dicho por el Sr. Ministro en la apertura de la reunión acerca de la incorporación de médicos de otros países si fuera necesario”, ofrecimos desde AMRA una eficaz y rápida solución para contar con nuestros propios médicos compatriotas y que esto depende de una sola firma. Nuestra propuesta consiste en llevar a la práctica el pasaje de todos los profesionales médicos interinos a planta permanente, que los “becarios” (esa forma tan irregular de contratación de los trabajadores profesionales por parte del empleador Estado) pasen a revestir como interinos hasta su titularización en el tiempo que corresponda, y que los médicos residentes que terminan ahora su formación sean ingresados automáticamente para realizar la actividad laboral necesaria, creándose así la cantidad suficiente del personal médico.

Luego formalizamos algo que AMRA ya había presentado en varios establecimientos en lo referido a la concurrencia hospitalaria del personal, ya que se genera una circulación innecesaria de los trabajadores que no están directamente afectados a la atención de los pacientes sospechosos o diagnosticados de COVID-19 . Coincidimos en la concurrencia por grupos y que podríamos calcular en cada establecimiento por tercios rotativos y de acuerdo a las actividades a realizar. Este punto debe organizarse en cada establecimiento de acuedo a las características locales, en el ámbito del comité de crisis local.

Nuestro sindicato planteó también la conveniencia de que la información en lo referido al COVID19, es decir las normas y protocolos sean vehiculizados por un canal único ministerial y que de esta manera se asegure el contenido certero de los mensajes, evitándose de esta manera el entrecruzamiento de la información y las falsedades que generan confusión.

Otro pedido de AMRA fue unificar los criterios de las licencias establecidas por la Nación y la provincia de Buenos Aires, según la edad, comorbilidades, embarazo y otras causas especificas.

Asimismo y en acuerdo de todos los participantes, se estableció la creación y el funcionamiento de comité de crisis en cada establecimiento a fin de articular las mismas problemáticas con las particularidades locales de cada establecimiento. 

Finalmente, se dispuso con el acuerdo de los participantes que las reuniones del Comité de Crisis central deben ser semanales debido a la gran variabilidad de hechos que surgen de esta nueva enfermedad y que estas puedan ser tratadas en tiempo real para articular las acciones correspondientes de manera inmediata.

Donde haya un médico trabajando estará el Sindicato.

Menú