Si bien (y nosotros mejor que nadie) entendemos el difícil momento por el que atraviesa nuestro país producto de una pandemia que se está volviendo cada vez más grave y que por ende, lo complica económica y financieramente, también sabemos del duro presente que viven los trabajadores y trabajadoras de la salud tanto en ámbito público como en el privado. Y en ese contexto, sería un despropósito que cobren su aguinaldo en cuotas.

Tal y como sostiene la Ley de Contratos de Trabajo 27.073, “el sueldo anual complementario será abonado en dos (2) cuotas: la primera de ellas con vencimiento el 30 de junio y la segunda con vencimiento el 18 de diciembre de cada año. El importe a abonar en cada semestre será liquidado sobre el cálculo del cincuenta por ciento (50%) de la mayor remuneración mensual devengada por todo concepto dentro de los dos (2) semestres que culminan en los meses de junio y diciembre de cada año”.

En este sentido -y porque sabemos de la necesidad de nuestros trabajadores- es que desde nuestro Sindicato Médico AMRA rechazamos rotundamente la decisión tanto hacia el público como hacia el privado de abonar el aguinaldo en dividido en 4 cuotas. Sabemos de la necesidad de nuestros trabajadores de la salud que vienen estando en la primera línea de fuego, con elementos básicos de seguridad, trabajando más horas de las que les corresponden, sin estabilidad laboral, con salarios bajísimos y ahora, con un aguinaldo en cuotas.

Pedimos que se recapacite en esta medida que no hace más que seguir afectando el flaco bolsillo de los trabajadores de la salud.

#NoAlAguinaldoEnCuotas

Menú