El pasado viernes 1ero de julio se realizó una nueva inspección conjunta entre la Seccional Conurbano Norte de nuestro Sindicato, el Colegio de Médicos Distrito IV y la Caja de Previsión y Seguro Médico Distrito IV de la Provincia de Buenos Aires, en la clínica Pelliza, ubicada en Munro, partido de Vicente López. En el lugar se detectaron severas irregularidades ya que varios médicos no contaban con matrícula provincial para el ejercicio en este territorio.

Por otra parte, encontramos dos personas que ejercían de manera ilegal la profesión, puesto que exhibieron matrículas nacionales y provinciales apócrifas que fueron contrastadas bajo el sistema SISA, comprobando de esta forma que no les pertenecían. Uno de los sujetos se dio a la fuga y el otro, de sexo femenino, quedó detenida y a disposición de la Fiscalía correspondiente.

Al momento solo realizamos dos inspecciones al azar y los hallazgos fueron sorprendentes, teniendo en cuenta que en las guardias, por ejemplo, quienes atendían no eran profesionales. Esto pareciera ser una sistemática de trabajo en las clínicas y sanatorios.

Seguiremos informando a nuestros afiliados los avances en estos casos.

WhatsApp-Image-20160705

 

DONDE HAYA UN MÉDICO TRABAJANDO, ESTARÁ EL SINDICATO

» A igual trabajo, igual salario «

Menú