Bajo la consigna “este Día del Médico, no tenemos nada que festejar”, nuestro Sindicato Médico AMRA organizó una gran manifestación con marcha frente a las puertas de las clínicas privadas San Juan de Dios y Trinidad, ambas de Ramos Mejía, Provincia de Buenos Aires.

Más de un centenar de colegas médicos y médicas de las seccionales Norte, Oeste y Sur se congregaron desde horas del mediodía para pedir, entre otras cosas, una urgente recomposición salarial. Y es que es imposible continuar en este esquema de empleadores pagando tan bajos salarios que nuestros médicos no llegan tan siquiera a superar la línea de pobreza.

En plena manifestación, la Dirección del San Juan de Dios convocó al diálogo a los representantes del gremio. Sin embargo, las negociaciones no fueron lo fructífera que se esperaban. Se ofreció un aumento diferenciado para clínicos y terapistas y nosotros estamos exigiendo un aumento para todo el personal de salud en su conjunto, sin distinción. Ese aumento que estamos discutiendo debe ser, inexorablemente, superior al 40%.

En ese sentido y a la salida de la reunión, el Secretario General de AMRA, Dr. Erick Mendoza, tomó el micrófono y explicó: “Nosotros queremos un aumento que esté por encima de la inflación. Y ese aumento debe ser para todos, no para algunos solamente. Y si no nos dan una respuesta positiva para dentro de algunos días, vamos a parar. No podemos seguir en esta situación de precariedad. Los médicos debemos hacernos oír y, sobre todo, hacernos respetar”.

La marcha de este jueves fue el comienzo de un plan de lucha de AMRA tanto sobre el sector público como sobre el privado. Y sobre eso, también se refirió el Dr. Mendoza: “Fue un año muy duro para los colegas. Lo positivo fue que justamente nuestro sindicato se fortaleció. Eso se vio plasmado en esta histórica movilización y todo esto nos motiva a seguir en este camino de lucha. Basta de precarización laboral, basta de empleadores que se llenan los bolsillos a costa del cobro desmedido a pacientes y el mal pago a los profesionales, basta de pluriempleo, basta de sobrecarga laboral física y psíquica. Es hora de que los médicos nos hagamos escuchar. AMRA comenzó su plan de lucha y no vamos a parar hasta conseguir lo que, por legítimo derecho, los médicos y médicas nos merecemos”.

Manifestación en el Hospital San Juan de Dios
Menú